jueves, 26 de diciembre de 2013

Las Botas



Desde el primer momento en que la práctica del montañismo fue una actividad inherente al género humano, las botas han sido parte esencial del equipo necesario para su práctica.


Tal vez podamos ver en la montaña personas sin morral o sleeping bag, tal vez sin una buena chaqueta, pero es muy difícil verlos sin calzado, aunque se ha dado el caso. En este sentido, un buen par de botas de montaña es indispensable para garantizar seguridad, protección y buen rendimiento. En los actuales momentos, existe en el mercado una gran variedad de modelos y marcas cuya única finalidad es llenar las necesidades de ciertos parámetros que exige el público comprador: costo, calidad, marca, apariencia y uso para el que han sido diseñadas, entre otras características. En general, suelo recomendar las botas europeas, especialmente las italianas, ya que su construcción de carácter artesanal permite detallar cualquier defecto en el proceso de manufactura. Pudiera mencionar marcas como Asolo, Sportiva, Scarpa, Galibier, Boreal, One Sport, Salomon. Lamentablemente, en este sentido, en nuestro país casi no podemos conseguir variedad en cuanto a marcas y modelos; sin embargo, gracias a algunas tiendas (“La Cordada”, “Macundales”, “5.007”, etc.), las marcas “Altus” y “Salomon” están disponibles en tiendas deportivas venezolanas. Cuando las personas me preguntan qué botas deben comprar, lo primero que les consulto es para qué las van a utilizar, pues la respuesta es esencial para la selección. Apartando el caso del calzado para escalada en roca, el cual amerita un estudio especial, quisiera dividir el calzado en 4 categorías principales:
1° Botas para excursionismo o caminatas diarias. Éstas pueden ser preferiblemente "ligeras", fabricadas con mezcla de cuero y telas sintéticas (cordura y nylon). Algunas también tienen en sus capas intermedias materiales sintéticos impermeabilizantes como "Gore-Tex" o "Simpatex"; sin embargo, en este tipo de calzado, estos últimos materiales constituyen un lujo que sólo hace aumentar considerablemente su costo. En cuanto a la talla, estas botas pueden ser un poco más justas que las otras; sin embargo, siempre es recomendable comprarlas como mínimo ½ número mayor al nuestro. Cuidado cuando compren botas por encargo, pues las medidas difieren mucho dependiendo del país de fabricación. Estas botas pueden ser flexibles, eso sí con una buena suela que permita mejor adherencia en terrenos resbaladizos (la marca italiana VIBRAM, iniciales de Vitale Bramani, ha sido garantía de calidad durante los años y se reconoce por un hexágono amarillo con estas iniciales). Es recomendable que la plantilla interior pueda ser retirada para facilitar el proceso de lavado y secado, y evitar así los malos olores de la bota. El modelo "Axeler GV" de Asolo es un excelente ejemplo de este tipo de calzado.
2° Botas para trekking o caminatas largas. La rigidez comienza a hacerse presente en este tipo de botas, ya que, a lo largo de las horas de largo caminar, ella se traduce en descanso y confort (No le tengas miedo a las botas rígidas, es cuestión de costumbre). En este caso, el tamaño de la "caña" es importante, ya que produce mayor estabilidad y protección en terrenos irregulares, como morrenas, pedreras y arenales. Igualmente, el corte alto de estas botas suele dar mayor impermeabilidad y aislamiento del agua y la tierra que suele entrar en la bota durante la caminata. Es importante recordar que si tenemos previsto caminar en terrenos nevados donde la utilización del "crampón" es necesaria, las suelas deben tener la adaptación apropiada para la colocación de éstos. En cuanto al aislamiento interior con capas sintéticas, las botas de "trekking" comienzan a necesitar algún tipo de protección; en este caso, y básicamente por cuestiones de costo, les recomiendo que estas cubiertas sean en base a capas de “teflón” tipo “Gore-Tex” (No necesariamente esta marca, aunque suele ser la mejor). La talla en este caso debe ser, por lo menos, un número más que el acostumbrado, debido fundamentalmente al uso de medias de mayor grosor. Los modelos "Sherpa GV" y "Mythos GTX", de Asolo y Scarpa respectivamente, son una buena opción en este caso. Yo, aun siendo vegetariano, recomiendo principalmente los modelos hechos de una sola pieza de cuero.
3° Botas para alta montaña y escalada en nieve y/o hielo. Siendo realistas, y considerando que los glaciares en Venezuela no son grandes ni en tamaño ni en cantidad, así como tampoco son muchas las posibilidades de conseguir diferentes modelos de calzados de este tipo, no me queda otra cosa que hablar de una bota en la que el cuero sea el elemento predominante. El hecho de que el cuero haya retomado la posición que el calzado plástico le había quitado en la década de los ochenta no es más que una muestra de su durabilidad y calidad, cosa que, si le añadimos las innovaciones tecnológicas, como es el caso de las fibras sintéticas transpirantes, podemos darnos cuenta de que por ningún motivo hay que tenerle miedo al cuero cuando hablamos de condiciones extremas de humedad y temperatura. Evidentemente, el uso de crampones es inevitable, lo que exige en este tipo de botas una "muesca" sobresaliente tanto en la parte delantera como en la trasera, precisamente utilizada para ajustar los crampones de modelo "automático". Al mismo tiempo, el hecho de ser éste un calzado en el que el "cramponaje" es un elemento indispensable, le añade otras características particulares, entre ellas mayor altura de la "caña" (siempre sobre el tobillo para evitar el cansancio de éstos) y mayor rigidez para evitar el cansancio en los gemelos cuando se utiliza la técnica de "cramponaje frontal". Naturalmente, todo esto se traduce en peso (aprox. 2 kg. el par); en este sentido, las botas plásticas tienen la ventaja de ser mucho más ligeras, pero su durabilidad es inferior en comparación con las de cuero. Personalmente recomiendo el modelo "Mont Blanc GTX" de Scarpa o el "Nanga GV" de Asolo; otras marcas como Altus, Sportiva y Koflach son también válidas dentro de esta selección. No olvidemos que el uso de medias gruesas o dos pares de medias es frecuente en estas circunstancias; por lo tanto, es recomendable usar 1 1/2 números más grandes, ya que una de las causas más frecuentes de lesiones en los pies es el calzado muy justo.
4° Botas de expedición. Las mencionaremos sólo como referencia, ya que se trata de un calzado muy especializado en el que la característica fundamental es el aislamiento del frío. Esto se logra fundamentalmente con el uso de materiales especiales como el "Thinsulate" o el "Alveolite". Suelen ser botas ligeras y es en este tipo de calzado donde el plástico ha dado mejores resultados por la facilidad de poder quitarse las botas sin tener que quedar descalzo, ya que el botín interior que suelen tener funciona aisladamente de la "carcaza" de la bota. En los nuevos modelos, se está incluyendo un "cubre botas" de cordura como capa adicional con la finalidad de aumentar la impermeabilidad y la entrada de nieve al interior del calzado. Aquí podemos citar el modelo "AFS 8000" de la marca Asolo, el "Phantom 8000" de la Scarpa y las revolucionarias "Spantik" de Sportiva, aunque estas últimas para montañas de temperaturas menos extremas.


Lamentablemente, la situación en la que nos encontramos en Venezuela con respecto a las importaciones y costo de nuestra moneda, hace muy difícil encontrar calzado para montaña de calidad. Por experiencia y lo que he podido observar en las montañas del país, las peores marcas "testeadas" son:
Hay detalles que no puedes descuidar... la Calidad es el primero, luego el uso. No dejes de usar por tiempos prolongados tus botas, los componentes de las suelas y sus adherentes perderán sus propiedades y los resultados serán "nefastos"

1.-"ROCKLAND"
2.-"MERELL"
3.-"TIMBERLAND"
4.-"COLEMAN"

NO DEJES DE VER: